En Alamor me encontré esta tienda en la que vendían, entre otras cosas, “pendrai”. Estaba custodiada y atendida por los tres niños pequeños de la imagen y su tío, que es el alto. No me resistí a retratarme con ellos. Derrocharon simpatía…20150723_130728 20150723_130752 20150723_130840

Anuncios